INAEM
Buscar en nuestras Bases de datos y Catálogos
Usted está aquí: Inicio / Efemérides de teatro / El primer estreno de Valle-Inclán.

Efemérides

El primer estreno de Valle-Inclán.

Teatro Lara de Madrid, 12.12.1899
El primer estreno de Valle-Inclán.
El 12 de diciembre de 1899, Jacinto Benavente y Gregorio Martínez Sierra estrenaron en el teatro Lara 'Cenizas'. Fue el inicio de Valle-Inclán como autor teatral.

La historia es conocida: una tarde de julio de 1899, en el café de la Montaña, en el número 1 de la Puerta del Sol de Madrid, Ramón del Valle-Inclán hablaba en la tertulia que cada tarde se formaba en aquel lugar. Ya se sabe que a Valle no le gustaba que lo interrumpiesen. Hablaba sobre un tema que le gustaba especialmente, los duelos y su estricto protocolo. Cuenta Francisco de Sancha, testigo del suceso, que Valle hablaba de un desafío que se había producido entre dos jóvenes, y mencionaba el código de honor y el tratado de los retos y desafíos, de mosén Diego de Valera, y los tratados de Cabriñana y San Malato, cuando el periodista Manuel Bueno Bengoechea le argumentó que el duelo no se podía celebrar porque uno de los muchachos era menor de edad. Valle replicó airado, insultó a Bueno, este reaccionó dándole un bastonazo que Valle paró con su brazo izquierdo, mientras amenazaba al periodista con una botella. No se llegó a más, los separaron…

Poco después, la herida que el bastonazo había producido en la muñeca de Valle-Inclán, al clavarse el gemelo que cerraba el puño de su camisa, se gangrenó. El escritor gallego perdió el brazo.

Entre los asistentes a aquel suceso estaba un joven de 19 años, Gregorio Martínez Sierra, que le planteó a Jacinto Benavente hacer una función a beneficio de Valle-Inclán para comprarle un brazo ortopédico. Martínez Sierra y Benavente eran amigos de Valle-Inclán y llevaban todo aquel 1899 tratando de poner en marcha un proyecto de Teatro Artístico en Madrid. De modo que planearon representar un drama escrito por Valle, titulado Cenizas, con una pieza corta de Benavente titulada Despedida cruel.

La Época del 13 de diciembre da cuenta de la función, la noche anterior en el teatro Lara. “El público oyó la obra del Sr. Valle-Inclán con agrado y le llamó a escena al final del acto tercero. Desempeñaron el drama Cenizas Josefina Álvarez, Dolores Arnau, la niña Enriqueta Azúa, Jacinto Benavente, Martínez Sierra, Antonio Palomero y Morano. Todos los intérpretes de la obra trabajaron con acierto. Cantó después el bajo señor Beloqui, y terminó el espectáculo con la linda comedia de Benavente Despedida cruel.” La segunda obra fue representada por su autor y Josefina Blanco, “una de las artistas de más porvenir que tenemos en España”. Josefina había conocido a Ramón del Valle-Inclán cuando los dos trabajaban como actores en la obra La comida de las fieras, de su amigo Benavente, en 1898. Al perder el brazo, Valle vio truncada su carrera como actor. Josefina y Ramón se casaron en 1907.

El Heraldo se ocupaba del estreno de Cenizas en su primera página, poniendo en valor el empeño de Benavente de conseguir un teatro que pueda llamarse libre. El crítico López Ballesteros llama la atención sobre algo que le parece negativo y en lo que Valle va a ser un pionero: ofrece la historia sin antecedentes, sin una prótasis en la que se oriente al público sobre el origen del drama y de sus personajes, algo nuevo, moderno, audaz. Para el crítico de El País, en cambio, la obra no pasa de ser “un boceto dramático elegantemente escrito.” Que el público “acogió benévolamente”.

Valle siguió trabajando la obra y la publicó en 1908 con el título El yermo de las almas. Esa nueva versión fue estrenada en 1915 por Margarita Xirgu y regresó a las tablas en 1996 dirigida por Miguel Narros. La puesta en escena de Narros puede ser visionada en nuestra Teatroteca. En ese mismo año 1996, Ángela Ena publicó una excelente edición crítica en la colección Austral de esta obra.