MCU INAEM
Buscar en nuestras Bases de datos y Catálogos
Usted está aquí: Inicio / Efemérides de teatro / El rey se muere

Efemérides

El rey se muere

Teatro María Guerrero de Madrid, 26.11.1964
El rey se muere

Volvemos la mirada a un estreno que tuvo lugar hace cincuenta años y adquirió la categoría de acontecimiento. El 26 de noviembre de 1964, tuvo lugar en el Teatro María Guerrero de Madrid el estreno del espectáculo compuesto por 'El rey se muere' y 'El nuevo inquilino', de Eugène Ionesco, en traducción de Trino Martínez Trives, con dirección de José Luis Alonso y escenografía y figurines de Francisco Nieva. El repato estuvo integrado por José Bódalo, María Dolores Pradera, Rosario García Ortega, Alicia Hermida, Joaquín Molina, José Vivó, Miguel Ángel, Rafaela Aparicio, Vicente Haro y Alfredo Cembreros. 

Hace algunos meses, reseñábamos en esta sección la llegada a España del teatro de Eugene Ionesco. En aquella nota adelantábamos nuestra intención de contar más cosas en la sección Otras efemérides de la Revista Digital de la Escena. Finalmente, hemos dedicado esos tres espacios a tres fechas más ‘redondas’, sabiendo que este final de año nos brindaba una nueva ocasión para recordar a Ionesco, gracias al estreno de El rey se muere. Podemos hacer un rápido recorrido por lo que fue la presencia de Ionesco entre su primer estreno y este otro de 1964, que tuvo casi siempre un hilo conductor: Trino Trives firmó la traducción de las obras de Ionesco estrenadas entre 1954 (apenas cuatro años después de que fuera dado a conocer en París) y 1964 en España.

Así, dirigidos por Trives, los actores de Dido Pequeño Teatro habían estrenado en junio de 1954 La lección y en 1955 la mostrarían junto con La cantante calva. Entre los actores de este grupo, Blanca Sendino, Julia María Tiedra, Ramón Corroto, María Abelenda, José Narváez, Josefina Garrido, Lali Soldevilla y Antonio Colina. Al año siguiente, 1956, también traducida y dirigida por Trives, llega al María Guerrero Amadeo o hay que quitarlo de en medio, dentro del ciclo de Teatro de Cámara, interpretada por Manuel Aguirre, Lola Alba, Anastasio Alemán, Enrique Batalla, Georges Eimer, Bonifacio de la Fuente, Rafael Gil Marcos, Carmen Lequerica, Marisol Luna y Joaquín Pamplona. También como teatro de cámara se presentó Jacobo o la sumisión el 10 de diciembre de 1962 en Teatro Bellas Artes de Madrid, con dirección escénica de Trino Martínez Trives e interpretada por Ángela María Torres, Antonio Medina, Esmeralda Adam, José Caride, José María Celdrán, María Luisa Arias, Paloma Hurtado, Roberto Llamas, Rosa Álvarez.

El gran estreno llegó de la mano de José Luis Alonso – y como siempre, con traducción de Trives – el 13 de enero de 1961 en el Teatro María Guerrero de Madrid. Nos referimos a El rinoceronte, con escenografía y figurines de Manuel Mampaso y un gran reparto, de los habituales en el Teatro Nacional de aquella época: Lola Gálvez, Antonio Ferrandis, Pepita C. Velázquez, José Bódalo, José María Orus, Luis Morris, María Dolores Pradera, José María Prada, José Vivó, Adela Calderón, Manuel Tejada, Joaquín Molina, María Luisa Hermosa, Matilde Calvo, Tina Sáinz, José María Celdrán, Antonio Paúl, Enrique Navarro, Jesús Alonso, Manuel del Valle y Francisco Santiago.

No es de extrañar que Alonso volviera a Ionesco poco tiempo después con El rey se muere, si bien cabe reseñar que, unos meses antes, en el Teatre Romea, en el Ciclo de teatro latino de Barcelona, el  Théâtre de Poche presentaba la función en su lengua original bajo la dirección de Robert Postec, quien ya había estrenado Jacobo o la sumisión en la Huchette en 1955.

Llegados a este punto, compartimos con nuestros lectores un tesoro: en los fondos del Centro de Documentación Teatral se conserva, y se puede solicitar para su escucha en sede, una grabación casi completa de este montaje de enero de 1965. Las voces de José Bódalo, María Dolores Pradera, Rosario García Ortega, Alicia Hermida, Joaquín Molina, José Vivó, Miguel Ángel, Rafaela Aparicio, Vicente Haro y Alfredo Cembreros hacen renacer aquel celebrado montaje de El rey se muere.